Cuando el día más esperado termina y ya solo queda el recuerdo (¡Que no es poco!), piensa que todavía hay esa sesión postboda que te permite volver a enfundarte el vestido y el traje y vivir una nueva experiencia junto a tu pareja. Una sesión mucho más íntima, más slow, más SIN nervios… una sesión sólo de ambos.

Sílvia y Joan, fieles a sus gustos decidieron marcarse una sesión en la montaña, pero esta vez nevada. Optaron por el Pirineo de Lérida como marco, sus pueblecitos pintorescos todos ellos y hasta las pistas de esquí de Tavascan. Como veréis, los parajes son de infarto, las fotografías de LORABAAR FOTOGRAFÍA lo hacen palpable y ellos están divertidos, románticos, bonitos… radiantes.

¡Esperamos que os gusten tanto como a nosotros!

Abrazos que deberían ser eternos…

Sonrisas captadas que sin decir nada lo expresan todo…

Nos consta que hacía frío un rato largo, pero eso no impidió a la novia lucir palmito para la posteridad. ;)

No creo yo que el telesilla haya tenido jamás visitantes tan puestos. ¡Olé!

¡Aquí Joan está de anuncio!

Bellísimos parajes que se graban a fuego en la retina…

Y como la nieve, que por un tiempo luce impoluta y transmite esa sensación de frío pero que en realidad resulta cálida, pareja, mantener esta frescura, no dejéis jamás de reír juntos, de disfrutar de las pequeñas cosas (y de las grandes también) de cogeros de la mano y andar hacia una misma dirección y de crear un hogar con un simple abrazo.

FOTOGRAFÍA: LORABAAR FOTOGRAFÍA

A vísperas de Navidad, con el frío y el olor a hogar, los mantecados y los barquillos encima de la mesa y las lucecitas de los árboles adornando los rincones , con este post os deseamos, no solo que paséis, si no que viváis unas ¡FELICES FIESTAS! Y nada, pasaros con el turrón, con el polvorón, dar muchos besos, muchos abrazos, despeinaros, bailar, cantar y decid mucho TE QUIERO.

¡Nos vemos el año que viene!

Dejar una respuesta